En menos de un año la CDMX ha tenido cuatro explosiones por tanques de gas

Martín Aguilar

En menos de un año en la Ciudad de México se han registrado cuatro explosiones por acumulación de Gas LP.

La primera de ellas ocurrió el 13 de noviembre del año pasado en una vivienda marcada con el número 56 de la calle Panaderos, en la colonia Morelos de la alcaldía Venustiano Carranza.

El estallido ocasionó daños en la estructura de un inmueble de seis departamentos, tres de ellos quedaron destruidos. El saldo fue de 25 personas lesionadas y dos fallecidas, entre ellas un menor de edad.

La segunda se suscitó el pasado 16 de agosto en un edificio ubicado en el número 1909 de la Avenida Coyoacán, en la alcaldía Benito Juárez.

Los peritajes determinaron que el estallido se originó por la mala conexión de una secadora de ropa.

Ese día 22 personas resultaron lesionadas, de las cuales seis fueron trasladadas a diferentes hospitales para recibir atención médica. Una de ellas, José Miguel de 31 años de edad perdió la vida.

La tercera explosión tuvo lugar hace nueve días, el 4 de noviembre, en un inmueble ubicado en el número 86 de la calle Cucurpe, de la colonia La Magdalena Mixhuca, en la alcaldía Venustiano Carranza.

De acuerdo con las autoridades la explosión también se generó por el mal funcionamiento de una secadora de gas. Dos personas resultaron con quemaduras en el 30 por ciento de su cuerpo.

Y el cuarto siniestro ocurrió este sábado en la alcaldía Miguel Hidalgo. El mal estado de unos tanques de gas generó que antes de las diez de la mañana las casas de la colonia Pensil Norte se cimbraron.

Dos inmuebles de la calle Tercera Cerrada de Lago Ammer se derrumbaron debido a la onda expansiva. En el lugar 12 personas resultaron lesionadas, cinco de las cuales fueron llevadas a diferentes hospitales para su atención. Una joven de 21 años de nombre Marlen falleció bajo las estructuras colapsadas.

Debido a estos eventos, la titular de la Secretaría de Gestión Integral de Riesgos y Protección Civil de la Ciudad de México, Myriam Urzúa, pidió a la ciudadanía estar atenta y en caso de detectar algún olor a gas llamar de inmediato al 911.

“Si tienen tanques LP, vean que no están vencidos y que si están vencidos se cambien. Segundo el tema de las conexiones de gas al interior de las viviendas, generalmente no hay una atención permanente sobre eso y lo que pedimos es que todo lo que son las conexiones de gas sean revisadas por alguien especializado para ver que no haya fugas”, explicó.