AMLO visitó refinería de Ciudad Madrero y apoya a trabajadores

Rebeca Marín

El presidente Andrés Manuel López Obrador realizó un recorrido por las refinería de Petróleos Mexicanos (Pemex) en Ciudad Madero, Tamaulipas, para evaluar los trabajos de rehabilitación de esta planta y aprovechó para dar un mensaje a los trabajadores de la paraestatal, en el que les aseguró que mientras él gobierne no se va a “mutilar” su contrato colectivo de trabajo.

En el recorrido que hizo el mandatario, extendió su apoyo a los obreros de Pemex para concretar la meta de modernización de la petrolera y les prometió que mientras esté en el gobierno “no va haber despidos, no les vamos a mutilar su contrato colectivo, se van a jubilar a la edad que pactada en el contrato, no como querían hacerlo de aumentarles la edad de jubilación, eso no, y, vamos a procurar, también, que haya democracia sindical, que cada uno decida a quien quiere de representante. Ya no a los líderes charros, sino a dirigentes que les representen y les defiendan”, dijo el presidente.

Es de destacar que se da en el marco de la renovación de la dirigencia sindical de la petrolera paraestatal.

El presidente subrayó que está evaluando los trabajos de rehabilitación de la refinería de Ciudad Madero, pues indicó que su Gobierno está encaminado a “la autosuficiencia energética”.

En esta visita, el presidente se dirigió a algunos trabajadores petroleros a quienes les dijo que en esta supervisión se realiza un cambio profundo en la política petrolera de México y resaltó que el principal objetivo “es ya no vender petróleo crudo al extranjero para comprar las gasolinas y otros combustibles, sino procesar en nuestro país toda la materia prima”

Enfatizó que el petróleo crudo que genere México se va a refinar para que dejemos de comprar la gasolina en el extranjero y logremos la autosuficiencia, porque eso es más seguro, es una asunto de seguridad nacional”, dijo el mandatario.

Aseguró que si algún país extranjero al que se le compran gasolinas dejará de vender a México el combustible, la nación solo tendría reservas para 10 días, por lo que afirmó que esto, “sería un caos”.

Reiteró que México debe lograr la autosuficiencia en alimentos y también producir sus energéticos, para no depender de ninguna potencia extranjera.

Ponderó que, además, que el hecho que México procese la materia prima en refinerías como la de Ciudad Madero, “significa generar trabajo y también ahorros”; mientras, acusó que en administraciones anteriores se consideró que era más barato comprar la gasolina y no producirla, pero aseguró que esas administraciones “tecnócratas” no tomaron en cuenta el costo extra “del flete” por traer la gasolina”.

Por ello, sostuvo que su política de recuperación del sector energético “es acertada” y para ello, enfatizó que se requiere hacer nuevas refinerías y rehabilitar las que ya están.

Declaró que para diciembre se habrá concretado la puesta en marcha del proyecto de recuperación energético y se logrará el cambio que planteó de ser autosuficientes en hidrocarburos.

Dijo que es relevante la modernización de la refinería, pues con ello, ya no se generará combustóleo, sino se “exprimirá” más la materia prima para sacar un producto que tiene más valor.

“Es muy importante que se esté rehabilitando esta planta, y así como esta planta, ya se autorizó que se inicie la construcción de la coquizadora en (la refinería de) Tula”, en el estado de Hidalgo. Esto nos va a permitir no tener que producir más combustóleo que luego cuesta mucho trabajo venderlo, esa es la política”, dijo el presidente.

Durante su visita a la refinería de gasolina y combustibles de Pemex, el presidente estuvo en compañía del secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O; la secretaría de Energía, Rocío Nahle y, el director ejecutivo de la paraestatal, Octavio Romero Oropeza.